Es un hogar donde pueden residir mujeres de 18 a 64 años.

Dependiendo del nivel de autonomía y capacidades de la mujer, varía la intensidad de la supervisión.

* Supervisión intensa

Tenemos 13 plazas para mujeres.

El piso cuenta con supervisión de educadoras que apoyan a las mujeres todos los días del año. Siguiendo un plan acordado con cada mujer para profundizar en capacidades, aumentar la autonomía y/o , en todo caso, evitar su deterioro, se apoya en el desarrollo de muchos aspectos de la persona. Comenzando desde las actividades domésticas, pasando por la gestión económica, reforzar habilidades sociales, se intenta empoderar a las mujeres para que sean partícipes de la sociedad de la que forman parte.

*Piso de baja supervisión

Tenemos 5 plazas para mujeres.

En este piso, la supervisión física es mínima, ya que acceden aquellas mujeres que ya han realizado un proceso personal y existe una autonomía real en la toma de decisiones y responsabilidad de su propia trayectoria vital.